Flappy Bird se quedó sin alas

En estos últimos días fue prácticamente imposible no oír o leer Flappy Bird en los medios de comunicación así como también en las charlas con amigos o familiares. Se trata del gran hit del 2014 en cuanto a juegos para móviles se refiere. Su desarrollador, Dong Nguyen, llegó a ganar en promedio u$s 50.000 darios desde su lanzamiento el 30 de Enero. Sin embargo, decidió abruptamente, previo aviso, retirarlo de las tiendas digitales. ¿Por qué?

Flappy Bird

Oficialmente Flappy Bird fue eliminado de Google Play como también de la App Store ayer (Domingo). Hace un par de días atrás Nguyen lo anunció a través de su cuenta de Twitter de la siguiente manera:

Dong Nguyen Twitter

En español:

“Lo siento usuarios de Flappy Bird. Dentro de 22 horas voy a retirarlo.  No soporto más esto. No tiene nada que ver con asuntos legales. Es solo que ya no puedo mantenerlo. Además, no vendo Flappy Bird. Por favor, no pregunten. Y todavía desarrollo juegos.”

 

Podemos desprender un par de cosas para intentar entender su decisión. Es clave la frase “no soporto más esto”. Internet suele ser un espacio muy hóstil, sobre todo cuando se trata de los comentarios respecto al trabajo de otra persona. El anonimato es un arma de doble filo. Aparentemente, Nguyen no pudo tolerar la excesiva atención recibida en tan poco tiempo. Tanto de usuarios como de la prensa. A no todo el mundo le gustó Flappy Bird. Y es casi seguro que muchos le habrán hecho llegar su descontento en masa.

Sin embargo, el furor por Flappy Bird todavía no se detuvo. Hace unas horas aparecieron en eBay diversas subastas de teléfonos con el juego instalado. Las cifras ofertadas llegaron a niveles tan exorbitantes como los cien mil dólares promedio en algunos casos. Al momento de escribir esta nota, todas esa publicaciones fueron eliminadas del sitio. Aún así no deja de ser un dato curioso.

No solo eso. Ahora muchos otros desarrolladores independientes intentan subirse a la ola provocada por Flappy Bird con múltiples réplicas del juego.

En síntesis, semejante éxito colocó  a Dong Nguyen en la mira del mundo al punto de que estaremos expectantes ante su próximo gran proyecto. Será difícil equipararlo al que alcanzó Flappy Bird en un período tan breve de tiempo. Pero veremos qué sucede.

Por lo pronto si ya lo tienen instalado, podrán seguir jugando con él sin ningún inconveniente. Eso si son capaces de seguir tolerando esa excesiva dificultad que es capaz de poner a prueba la paciencia hasta límites insospechados.

Imagen: Marcos Reves

 

 

 

Comentarios

comentarios